¡Situaciones tóxicas que deberías superar e iniciar el 2019 positivamente!

A lo largo de los años llegan situaciones que no nos convienen y quisiéramos superar. Te presentamos algunas de ellas… ¡y cómo salir bien librada!

En El Cole... ¡Llegar tarde!

Si vas en la mañana, empieza por dormir temprano para que puedas levantarte sin pelear con el despertador, calculando las ocho horas básicas de sueño que necesitas. Revisa también cuánto tiempo tardas en bañarte, arreglarte, desayunar, etcétera, a fin de que te queden unos quince minutos para imprevistos o situaciones de último momento.

Si vas en la tarde, procura almorzar siempre a la misma hora y darte un tiempo para salir sin sentirte presionada.

Que el profe te tenga entre ojos

Haz lo contrario a lo que él o ella espera: estudia, entrega tareas, ¡pórtate como la alumna ejemplar! Si te atreves, dile que admiras sus conocimientos o que has aprendido mucho en su clase.

Si apenas inicia el semestre, tienes más posibilidad de que cambie su opinión acerca de ti.

Olvidar fechas importantes

Desde el inicio de año prepara una agenda y anota en ella todas tus actividades, marcando de manera especial los exámenes y las entregas de trabajos. Divídelos en tareas pequeñas, a fin de no desvelarte un día antes haciendo el ensayo final o estudiando para una prueba difícil. Pon recordatorios en tu celular para saber qué tienes pendiente.

Hacerte la interesante

Es bochornoso que no te hagan caso, al igual que tener a un pretendiente con quien sabes que no funcionará. Lo peor es darle esperanzas o andar con rodeos.

Aclara la situación de manera sencilla procurando que no se sienta mal. Puedes decirle que te cae bien como amigo o incluso que te interesa otro chico. Ni modo, así es la vida 🙂

Una tusa

Terminar forma parte de la experiencia en un romance. Date tiempo para lamentarte y llorar. Haz espacio para tu dolor y deja que este salga; así, no invadirá otros aspectos de tu vida al reprimir tus sentimientos.

En casa... Peleas con tus papás

Ellos son los responsables de educarte, de hacer de ti una mejor persona e inculcarte valores que te servirán para tomar mejores decisiones. Piensa que aunque te regañen, nunca dejarán de quererte.

Si la embarraste en algo, haz méritos y muestra que tu actitud ha cambiado. Si se puede, sé la primera en acercarte y reconocer el error. A ellos les gustará que seas responsable.

En el amor... A él no le gustas

No es que no seas maravillosa, se trata de que no hay clic. Lo mejor será convertir ese amor en inspiración y buscar otros horizontes. Seguro que hay chicos a los que no les serás indiferente. Si el niño que no te corresponde es tu BF, aléjate de él por un tiempo. 

Mala alimentación

Cuanto menos comas esos “antojitos”, menos los pedirá tu cuerpo. Para ello, deberás desacostumbrarte y sustituirlos por otro tipo de comida (pasabocas de paquete por nueces o pasas, papas fritas por un coctel de frutas, por ejemplo).

Al principio, date permiso de comer de todo un día a la semana, para que no lo extrañes, pero trata de disciplinarte en los demás. Una buena idea es preparar un almuerzo saludable para llevar al cole (ojalá el día anterior) y así evitar atacar el puesto de hamburguesas. Asimismo, recuerda que para tener energía, la comida más importante es el desayuno, ¡no te lo saltes!

Cero condición física

¡Tranquila! Comienza por caminar o trotar suavemente cada día. Para adquirir condición se necesitan mínimo 30 minutos diarios, dividiéndolos en: un calentamiento suave, una etapa de esfuerzo y la etapa donde bajas el ritmo hasta hacerlo normal.

No olvides hacer estiramientos antes y al final, para no lastimarte. Otros ejercicios pueden ser: bailar, nadar o andar en bicicleta. La clave está en ser constante.

En las redes sociales

Es increíble cuántas horas puedes pasar viendo fotos o chateando con tus friends. Para evitar perder el control, asigna un momento del día para ver tu FB (así evitarás la tentación de revisar novedades a cada rato).

La clave está en cumplir con ese tiempo y no más (como si estuvieras en un café Internet).