3,2,1…¡Es la hora de correr!

Jennifer Lawrence, Nina Dobrev, Vanessa Hudgens, Nikki Reed y Miley Cyrus… ¡Ellas son verdaderas runners! Por eso están tan saludables. ¿También quieres verte así de bien? Inicia tu propia agenda de running, pero síguela a tu ritmo. Nunca olvides calentar y estirar antes de arrancar a correr, y ve ajustando el velocímetro según tu capacidad, a medida que sientas que tu cuerpo se va adecuando. Busca ayuda de entrenadores o profes de Educación Física, y nútrete muy bien.

LO IMPORTANTE ES COMENZAR

Aquí te damos algunas ideas para que inicies tu rutina:

Comer algo pequeño que contenga carbohidratos de fácil digestión y algo que te hidrate, por ejemplo, un banano y agua, o un smoothie de frutas.

smoothie

Antes de salir a correr se debe esperar unos 15 minutos. ¡Jamás salgas a correr en ayunas!

Usa ropa cómoda y zapatos adecuados para running, estos deben ser flexibles, tener amortiguación y de una talla más que la que usas normalmente.

ropa comoda

Busca un terreno que no sea tan irregular, para que no te expongas a sufrir una torcedura.

TU RUTINA

Estos ejercicios te ayudarán a mejorar la biomecánica y la postura en tu técnica para correr; se trata de imitar las zancadas de la carrera, con movimientos exagerados que contribuyen a corregir todas tus acciones. Daniela, coach de running, aconseja realizarla solo una vez a la semana. También te recomienda llevarla a cabo sobre un terreno que te proporcione amortiguación; por ejemplo, grama o colchonetas. Recuerda mover tus brazos formando un ángulo de 90 grados con tu cuerpo, esto te proporciona equilibrio e impulso junto al movimiento de las piernas. El tronco debe estar siempre recto, la vista al frente, hombros abajo y cuello relajado.

EJERCICIO 1. Skipping

A. Trota sobre el mismo punto, con pasos chiquitos y lo más rápido que puedas. ¡Como si fueras a quemar el piso!

Ejercicio uno de uno

B. Igual que el movimiento (A), pero levantando la rodilla hasta la altura de la cadera, allí la sostienes un segundo haciendo una minipausa y la vuelves a bajar.

ejercicio dos de uno

C. Igual que el movimiento (B), pero al levantar la rodilla a nivel de cadera, luego llevas el talón hacia la cola, y finalmente bajas tu pierna.

ejericio tres de uno

EJERCICIO 2. Caballito

En este movimiento vas a mezclar todo lo que hiciste con el ejercicio anterior: un salto más alto, rodilla arriba, talón atrás y adicionalmente balanceas un brazo hacia arriba y otro a hacia abajo. Es ese salto de caballito que hacías jugando en el colegio.

caballito

EJERCICIO 3. Carrera lateral

A. Parada con las piernas juntas y los brazos cruzados hacia delante, iniciarás una zancada hacia un lado mientras subes los brazos hasta ponerlos en forma de ‘U’.

ejericicio uno de tres

B. Tienes que hacerlo continuo, como si estuvieras corriendo de lado, abriendo y cerrando piernas como una tijera, y levantando y bajando los brazos al respirar.

ejericcio dos de tres

EJERCICIO 3. Carioca

A. Parada, cruza una pierna delante de la otra y gira tu cadera hacia el muslo opuesto. Los brazos, flexionados en ángulo de 90 grados a nivel de tu pecho.

carioca uno

B. Saca la pierna, avanza y alterna con la otra pierna, gira tu cadera al lado contrario para que tus brazos queden frente al tronco.

carioca dos

EJERCICIO 5. Skipping ruso

Con vista al frente, haz un trote y levanta la pierna hasta el nivel de la cadera, e intenta bajarla sin flexionar la rodilla. Los brazos, 90 grados respecto al cuerpo, ve moviéndolos de forma alterna con las piernas.

cinco

EJERCICIO 6. Todo en uno

Con este skipping practicarás todo lo anterior: talón a la cola, rodilla al frente arriba; estiras la pierna, la bajas y arrastras el pie un poco hacia atrás.

EJERICICO FINAL